Breve guía de las aplicaciones financieras del Excel

Las diversas aplicaciones financieras del Excel hacen del programa más que una simple hoja de cálculo

El Excel no sirve unicamente para crear tablas y listados. Su utilidad es más amplia, gracias a las aplicaciones financieras del Excel, las cuales nos permiten realizar varias otras tareas.

Confección de la tabla
Lo adecuado para poder manejar las aplicaciones financieras del Excel es poner los datos en columnas. A la cabeza de cada una, se le coloca el nombre de la variable colocada en ella para su rápida identificación.

Por ejemplo, si queremos hacer el balance económico anual de nuestro hogar o empresa, lo adecuado es crear una primera columna con los conceptos de ganancias y gastos: entrada de dinero, gasto de luz, gasto de agua, alquiler o hipoteca, y otros recibos. Como última columna ponemos la del total ingresos netos, la cual dejaremos en blanco, pues serán las aplicaciones financieras del Excel las encargadas de rellenar esos huecos.

Abriendo las aplicaciones
Para localizar las aplicaciones financieras del Excel, debe ir a menú "Complementos".

Una vez desplegado el menú complementos, se ha de seleccionar el cuadro que está rotulado como "Herramientas Para Análisis", tras lo cual pinchamos en el botón "Aceptar".

Es posible que las aplicaciones finacieras del Excel no estén instaladas. Si ésto sucede, nos aparecerá una ventana indicándonoslo y dándonos la opción de instalarlas, ante lo cual marcaremos la opción aceptar. Para poder manejar las aplicaciones financieras del Excel, han de estar correctamente instaladas. Tras ello, se requerirá reiniciar el Excel para poder usar las aplicaciones finacieras.

Identificación de las celdas
Cada celda está identificada por su localización en la tabla mediante una letra que define su columna y una letra que indica su fila. Por ejemplo, la celda que está colocada donde se encuentran la segunda columna y la tercera fila es la B3.

Los localizadores de celda se usan para definir las ecuaciones que generan los resultados en las aplicaciones financieras del Excel.

Creando las ecuaciones
Sobre la columna que hemos rotulado pero dejado vacía (pues sus datos han de ser obtenidos por las aplicaciones financieras del Excel) picamos sobre su título con el botón derecho del ratón, y del menú que sale marcamos la opción "Definir Celda". Se nos abrirá un cuadro dónde podremos introducir la ecuación. Si por ejemplo, tenemos una columna rotulada con ingresos y otra como gastos, para rellenar la rotulada como ganancia neta debemos aplicar la ecuación ganancia neta = ingresos - gastos, que en Excel se indica como C = B - A. Es preciso recordar que para las multiplicaciones se emplea el asterisco (*), y para divisiones la barra inclinada (/).