Cómo adentrarse en la industria de la moda

El talento natural para diseñar o modelar no es suficiente para labrarse un futuro en la difícil industria de la moda, por lo que es necesario tener claro que el esfuerzo y la constancia serán determinantes.

El sueño se repite en una gran variedad de países. La industria de la moda manda y decenas de miles de futuros diseñadores se agolpan frente a las grandes multinacionales para hacerse un hueco en lo que es uno de los grandes imperios del siglo XXI poniendo al servicio de estas toda su creatividad y entrega.

Un currículum vitae especial

Los adelantos tecnológicos son un recurso muy valioso si se quiere entrar en la industria de la moda. Existen diversos programas que ayudarán al futuro diseñador a crearse un perfil profesional. Hacer una página web es, actualmente, sencillo y no demasiado caro dependiendo de la complejidad que se desee.

 

Una opción interesante es elaborar un blog en portales como Wordpress o Blogger con dominio propio. Bastará con dividirlo en una serie de páginas en las que se expongan los diseños con pie de foto, hoja de vida y demás recursos para que las empresas puedan contactar. Otra alternativa, igualmente atractiva, es la de incluir un video de presentación, recurso cada vez más utilizado.

La necesidad de hacer contactos

En primer lugar, se debe aprovechar cualquier pequeño resquicio de oportunidad que pueda existir, tal como la visita de algún gran diseñador o un desfile importante y al que se pueda asistir gratuitamente. En estos casos es en los que disponer de contactos será determinante a la hora de adentrarse en la industria de la moda.

 

Estar receptivo y mantenerse informado sobre concursos del gremio, desfiles de pasarela y visitas de diversas eminencias de la industria de la moda conllevarán que cada vez sea más sencillo ser tenido en cuenta. Del mismo modo, cultivar esos contactos mediante invitaciones formales e informales también ayudará a poder entrar.

Un enfoque original corresponde a un diseñador genial

Las grandes compañías de moda están hartas de recibir bocetos y recomendaciones de estudiantes de diseño y titulados sin experiencia que presentan repeticiones de lo mismo. El primer paso para adentrarse en la industria de la moda es innovar. Se busca, ante todo, la proactividad, la iniciativa y un carácter visionario.

 

Aun disponiendo de todas esas cualidades, lo cierto es que existen ciertas oportunidades que no deben dejarse escapar, como la propuesta de la Asociación ANDE, que anualmente otorga premios a diseñadores con menos de ocho años de experiencia a los bocetos más destacados. Ganar en un certámen de estas características supone la oportunidad de dar a conocer al diseñador.