Cómo bajar de peso a través del ayurveda

Bajar de peso no tiene por qué ser sinónimo de sacrificio. Con ayurveda cada persona recibe un tratamiento personalizado para conseguir el peso deseado sin volver a recuperarlo.

Antigua práctica medicinal procedente de la India, el ayurveda se basa en la creencia de que la salud de cada persona es el resultado final de la armonía que existe entre su mente, su espíritu y su cuerpo. Entre las muchas posibilidades que ofrece se encuentra la de ayudar a bajar de peso a las personas que lo necesitan.

Cómo funciona el ayurveda para bajar de peso

La mayoría de las personas que sufren obesidad es porque no saben alimentarse de una forma correcta. No sólo se engorda cuando se come demasiado, sino cuando no se es capaz de averiguar cuáles son los alimentos más adecuados al metabolismo de cada persona concreta.

 

El médico ayurveda ayudará al paciente a averiguar cuál es su desequilibrio y según este, orientarle con unas pautas alimenticias y con el uso de algunas hierbas medicinales para conseguir recuperar el equilibrio perdido y poder, de esta manera, bajar de peso.

 

Hay que tener en cuenta que ningún tratamiento ayurveda es válido para dos personas distintas, pues para esta práctica es primordial comprender que cada persona nace con una constitución corporal propia e irrepetible, por lo que cada una de ellas debe recibir un proceso personalizado, pues no será igual de efectiva la misma dieta en pacientes diferentes.

Bajar de peso dependiendo de la constitución de cada persona

Según los especialistas que practican el ayurveda existen ciertos cuerpos que pueden ser más propensos a engordar y por consiguiente es más difícil para ellos bajar de peso y ellos son el vaat, el kapha y el pitta. Normalmente el primer tipo corresponde a personas delgadas con cabellos lacios que tienen tendencia al nerviosismo y a la ansiedad y con problemas digestivos. Estas personas deben de tratar de evitar los guisantes, las comidas crudas y las fritas.

 

Referente a los kapha son personas aparentemente tranquilas cuyas enfermedades son principalmente de tipo metabólico y que no deben consumir jamás los alimentos fritos. Las personas con cuerpo pitta son robustas y suelen padecer enfermedades de tipo coronarias y úlceras. Deben evitar a toda costa los alimentos picantes, ácidos y por supuesto, también, las comidas fritas.