Cómo comprar una entrada para ir al Bernabéu

El Real Madrid es uno de los equipos que más furor causan en el mundo, por lo que es normal que muchísimas personas quieran obtener una entrada para ir al Bernabéu, el campo del equipo de sus sueños.

De todos es sabido que dentro del mundo de los deportes, el fútbol es uno de los que más furor causan entre la población de aficionados. Son muchas las ligas que existen en el mundo, y aún muchos más los equipos que existen a lo largo y ancho del planeta. Sin embargo, probablemente una de las ligas que más impresionan a los aficionados a este deporte es la liga española, ya que cuenta probablemente con algunos de los mejores equipos del mundo.

El Real Madrid, un equipo con historia
De entre esos equipos, uno de los que destaca sin lugar a dudas es el Real Madrid. Con un estadio en el que caben más de ochenta mil aficionados, es el sueño de todo forofo poder conseguir una entrada para ir al Bernabeu y poder ver a su histórico equipo lucir los colores.

Sin embargo, la entrada para ir al Bernabeu no suele ser todo lo barato que espera la gente. Conseguir entradas en los mejores asientos puede costar más de cien euros, mientras que en otros lugares no suelen bajarse de los cincuenta euros.

 

Entradas asequibles
La opción más sensata para todo forofo del Real Madrid, sería comprarse un abono de socio anual, con el cual podrían acceder a todos los partidos que el Madrid disputara en casa sin cargos adicionales. El bono de socio no es barato, pero para aquellos aficionados que deseen tener una entrada para ir al Bernabeu y ver todos los partidos de su equipo, sin duda es una opción más que recomendable.

Si, por otro lado, queremos ir a un partido en concreto, lo mejor es pensar en nuestras posibilidades económicas, así como en el campeonato que se esté disputando. Obviamente, no será igual de barato un partido de liga que un partido de la copa de Europa, ya que son dos campeonatos con un nivel de prestigio diferente.

Otra opción es la reventa, pero esta práctica se realiza con dudosa legalidad, por lo que no es muy recomendable, y en ocasiones, puede ser incluso más caro.