Cómo convertir una fotografía a blanco y negro con Photoshop

Hay muchas maneras de convertir una fotografía a blanco y negro utilizando un programa de diseño como Photoshop. De esta forma, nuestras imágenes adquirirán un toque más melancólico y profesional.

Los programas de diseño como Photoshop nos ofrecen una gran variedad de filtros y estilos que aplicar a nuestra imagen para darle un toque personal o imprimirle un sello de estilo. Uno de los efectos más popularizados que ofrece este programa es el de convertir una fotografía a blanco y negro.

Convertir una fotografía a blanco y negro utilizando el mezclador de canales

  • En primer lugar, para convertir una fotografía a blanco y negro mediante este método hay que abrir la imagen que se desea convertir en Photoshop a través del menú "Archivo", y haciendo clic a continuación en "Abrir". Una vez abierta la fotografía, conviene abrir la vista de capas en el menú "Ventana" y clicando después en "Capas". En esta ventana hay que duplicar la capa del fondo dándole al botón derecho, duplicar.
  • Con estos pasos, ya están todos los menús configurados para empezar a convertir una fotografía a blanco y negro. A continuación hay que abrir el mezclador de canales, a través del menú "Imagen", entrando en "Ajustes" y luego en "Mezclador de canales". Una vez abierto, se observará abajo a la izquierda una casilla llamada "Monocromo", que se debe activar, y por último queda mover los cursores de "Canales de origen" hasta alcanzar el resultado deseado.
  • Finalmente, queda ajustar los niveles de brillo y contraste en "Ajustes", que se encuentra en el menú "Imagen", así como regular el tono y la saturación de la imagen para un resultado aún más personalizado y exacto. Si se domina un poco más el programa, se puede experimentar con los filtros de luz y efectos que se encuentran en el menú "Filtro".

Convertir una fotografía a blanco y negro desaturándola

  • En primer lugar, para convertir una fotografía a blanco y negro a través de la desaturación hay que abrirla desde el menú "Archivo", entrando en "Abrir" y buscándola en la carpeta que la contenga dentro del ordenador. Una vez ubicada la imagen en el panel debemos entrar en el menú "Ajustes", que se encuentra en "Imagen". En este menú se encuentra la herramienta "Tono y saturación".
  • Ya en el menú "Tono y saturación", se observarán unas barras con unos botones deslizables hacia la derecha y la izquierda. Para convertir una fotografía a blanco y negro, debemos localizar la barra de saturación, que es la del centro, y deslizar el botón de ajuste completamente hacia la izquierda. Una vez hecho esto conviene ajustar el brillo y el contraste para obtener un resultado más preciso y personalizado.