Cómo cortar el pelo a un hombre con maquinilla de afeitar

Cortar el pelo a un hombre con maquinilla de afeitar es fácil, rápido y además es la opción ideal para ahorrar dinero en peluquería.

La diferencia más importante a tener en cuenta entre cortar el pelo a un hombre con maquinilla de afeitar eléctrica y hacerlo usando las tijeras es que, con la maquinilla, debemos tener el pelo seco ya que el pelo mojado puede dañar las cuchillas de la maquinilla y hacer que éstas se oxiden. Además, esta elección es la más adecuada si no queremos gastar mucho dinero en peluquería.

Corte con maquinilla de afeitar eléctrica

  • Cortar el pelo a un hombre con maquinilla de afeitar eléctrica es fácil si seguimos unos sencillos pasos. El más utilizado es el que se denomina “al uno”. Para ello, primero nos asegurarernos de que el pelo está totalmente seco.
  • A continuación colocaremos el cabezal elegido junto con el peine (que definirá la altura del corte), ensamblando las hojas en el lugar correcto de la maquinilla. Sería recomendable comenzar con un cabezal mayor e ir disminuyéndolo a medida que vemos los resultados.
  • Una vez que tenemos la maquinilla preparada, comenzaremos a cortar el pelo a un hombre por la nuca. Colocaremos la maquinilla en la posición contraria al nacimiento del pelo. En esta zona es recomendable utilizar un cabezal menor para que el cabello quede más corto. Cuando avancemos hacia la parte superior, cambiaremos el cabezal por uno mayor para que el corte quede totalmente igualado.
  • Cuando tengamos toda la cabeza repasada, igualaremos las zonas donde se ha cambiado el tamaño del cabezal con un peine y unas tijeras. Finalizaremos retocando el flequillo y las patillas como más nos guste.

Corte con maquinilla de afeitar manual

  • Para cortar el pelo a un hombre con maquinilla de afeitar manual y dejar el pelo al ras del cuero cabelludo debemos realizarlo suavemente y con mucha delicadeza para evitar posibles heridas. Para ello, comenzaremos cortando el pelo con una maquinilla eléctrica con el cabezal más corto que tengamos. De esta manera facilitaremos el posterior rasurado con la maquinilla de afeitar manual.
  • Una vez tengamos toda la cabeza cortada con la maquinilla de afeitar eléctrica, mojaremos la cabeza para que el deslizamiento de la cuchilla manual sea más suave. Deslizaremos la maquinilla desde la nuca hasta la frente dibujando líneas verticales continuas, en sentido contrario al nacimiento del pelo.
  • Cuando tengamos toda la cabeza rasurada, deslizaremos la cuchilla lentamente y con mucho cuidado por detrás de las orejas y las patillas, ya que estas zonas son más sensibles que el resto. De esta manera tendremos toda la cabeza cortada al cero.