Cómo efectuar las posiciones base del yoga

Con la ayuda de la respiración pausada y continua podremos efectuar los ejercicios básicos del yoga, como la montaña o el perro boca abajo.

Antes de realizar cualquier ejercicio de yoga es necesario saber cuál es nuestra condición física y consultar a nuestro médico de confianza para verificar qué posturas podemos realizar.

Postura de la montaña

Es la postura inicial, donde nos colocamos de pie con los pies juntos, los hombros hacia atrás y la espalda derecha. Debemos inhalar y exhalar por la nariz de una manera pausada. Es necesario ser conscientes de la presión que ejercen nuestras plantas de los pies en el suelo para así abrir la cadera y enraizarnos de una manera firme.

Postura del perro boca abajo

Es una de las posturas básicas del yoga, donde con nuestro cuerpo formamos una letra "V" invertida apoyando las palmas de la manos y las plantas de los pies en el suelo. Para poder realizar esta postura correctamente debemos relajar el cuerpo e inhalar al colocarnos en posición inicial (acostados en el suelo boca abajo) y exhalar al colocar la cadera arriba. En esta postura debemos contraer el abdomen y bajar la cabeza entre los brazos de una manera profunda. Los talones deberán de intentar tocar el piso.

Respiración y precauciones

El yoga no sería yoga sin la respiración adecuada. Para principiantes es recomendable realizar el 4-2-4, esto es inhalar 4 segundos continuos y sostener 2 segundos, exhalar 4 segundos continuos y repetir todo el proceso. Existen diversos tipos de respiración en la práctica del yoga, todos tienen un propósito, como por ejemplo relajar los músculos y poder llegar a concentrarnos.

 

Si somos principiantes debemos darnos tiempo, pues no se trata de sufrir o hacer grandes esfuerzos, se trata de conectarnos con nuestro cuerpo. Podemos iniciar practicando las posturas por un lapso de 15 a 30 segundos y después incrementar el tiempo.

 

Debemos poner atención en no exagerar en el entrenamiento, iniciar gradualmente con 30 minutos al día. Relajar la mente con la ayuda de las asanas (posturas) es lo primordial.