Cómo encontrar trabajo durante una recesión económica

Superar y enfrentarse con optimismo al desempleo, buscar nuevos horizontes y seguir formándose son las formas más eficientes para encontrar trabajo nuevamente.

Cuando hay una recesión económica, el trabajo es uno de los sectores de la economía que más se resiente, aumentando el número de desempleados, y la incertidumbre de quienes no saben si continuaran en sus lugares de trabajo. Si hemos quedado desempleados y encontrar trabajo se vuelve más difícil, debemos estar dispuestos a asumir otros empleos que no necesariamente tendrán que ver con nuestra experiencia y formación técnica o profesional.

Dónde y cómo encontrar trabajo

  • El primer paso es crear varias cuentas en bolsas y portales de empleo de Internet. Actualizar el currículum y dichos sitios web regularmente, ya que los candidatos en tiempos de recesión económica aumentan para un mismo cargo. 
  • No es aconsejable postular al primer trabajo que encuentre. Este debe cumplir con los requisitos y las competencias solicitadas, sino terminará por perjudicarnos a otras postulaciones dentro de la misma empresa.
  • Otra de las alternativas es aceptar un empleo a tiempo parcial, el cual tenga expectativas de poder convertirse en una jornada completa o contrato indefinido. Si este no es el caso y estamos antes una verdadera necesidad económica, siempre es buena opción trabajar la mitad del día y el resto del tiempo estudiar o dedicarlo a seguir buscando otro trabajo.
  • Es muy recomendable tomar contacto con antiguos compañeros de empleo y solicitar cartas de recomendación a superiores en trabajos anteriores para tenerlas siempre lista, dado que una buena oportunidad para encontrar trabajo se puede presentar en cualquier momento.
  • También es interesante estudiar el mercado de trabajo de nuestro país o ciudad y encontrar hacia qué sector se dirige la demanda laboral: qué áreas de la economía son las más afectadas por la crisis o dónde se está generando más empleo. 

Nuevas formas de encontrar trabajo

  • Muchas empresas en la actualidad ofrecen servicios para buscar empleo por uno y es una forma de encontrar trabajo de una manera no tradicional. Hay que contactar con ellas para pedir una entrevista y solicitar un perfil laboral de acuerdo a nuestras expectativas de trabajo. Aunque hay que pagar por este servicio, los resultados suelen ser más fructíferos.
  • En tiempos de crisis económica, aumentan las bolsas y ferias de empleos que ofrecen servicios públicos y privados para todo tipo de trabajos en forma temporal. No dude en inscribirse, y si se emplea en un trabajo de menor calificación respecto a nuestra experiencia y preparación, existe la posibilidad de ascender a un mejor puesto teniendo un buen desempeño. Por eso no rechace cualquier oferta de trabajo, horario y lugar. 

Consejos adicionales para enfrentar el desempleo

  • Pensar en independizarse, desarrollar nuevas ideas de negocio, realizar tareas de voluntariado, dar una nueva orientación a nuestra vida y crecimiento laboral son algunas de las oportunidades que se presentan durante una recesión económica y ayudan a enfrentarse mejor para encontrar trabajo con amplitud de miras.