Cómo enviar una carta certificada

Cuando el contenido es muy importante o se necesita que llegue a su destinatario con la máxima diligencia, enviar una carta certificada es la forma más segura para hacerlo.

Al enviarla certificada desde una oficina de correos, se evitan los riesgos cotidianos al enviar una carta por el método habitual, que implica posibles extravíos o que el remitente no viva en el mismo domicilio y la carta se pierda en el camino. Además, con esta modalidad es posible acelerar el plazo de la entrega, algo imposible de tramitar mediante el envío postal ordinario.

Qué es una carta certificada
Cuando se trate de enviar algo importante por correo y necesite contar con la seguridad de que es entregado personalmente al destinatario, la mejor opción es enviar una carta certificada.

Este servicio, garantiza que el cartero la entregue sólo al destinatario y que confirme la recepción, mediante una firma. Si no pudo hacerlo, dejará un aviso escrito informando que se desea entregar una carta, notificando que lo hará en otro margen horario o la oficina de correos más cercana donde podrá recogerla.

Cómo enviar correo certificado
Primero, es necesario confirmar el domicilio de la persona. Escribiendo el destino en el frente, y sus datos del otro, como se haría con una carta ordinaria.

El costo de enviar una carta certificada, varía en función del país, el tamaño de la carta, su peso y el lugar a donde quiera despacharse. Se pueden confirmar estos detalles por Internet o en el servicio de correos más cercano.

Confirmación de haberla recibido
Una vez reunida toda la información, diríjase al servicio de correos más cercano,solicitando enviarla de ese modo, según el peso y el destino elegido. Una vez abonado el servicio, debe aguardar luego a la confirmación de la recepción. 

Una vez abonada la carta, recibe un comprobante por el envío. Consérvelo y, podrá chequear lo que va sucediendo con la misma, de esa forma sabrá donde se encuentra con precisión. Hoy en día, los servicios de correo cuentan con el sistema de rastreo o "track and trace", comprobando on-line si al enviar una carta, ésta fue recibida. 

Si al enviar la carta, ésta no ha sido entregada, la recibirá de nuevo en su domicilio. Ahora puede contar con la seguridad de que cuando envíe una carta ésta llegará al remitente, evitando muchos problemas derivados de la entrega no personal.