Como hacer tarjetas desplegables de origami

Las tarjetas desplegables son un regalo ingenioso para realizar a alguien. Puedes realizarla tú misma y con tus propias manos

El origami es un arte de origen japonés, llamado también papiroflexia. Consiste en realizar diferentes plegados con el papel, formando figuras. No se necesita ni de tijera ni de pegamento; con un simple cuadrado de papel y las manos es suficiente. Si quieres realizar tarjetas desplegables originales, basta con seguir las siguientes instrucciones.

Tarjetas desplegables con forma de corbata
Para realizarla debes doblar el papel por la mitad, a lo largo de la diagonal. Luego despliega y dobla las esquinas exteriores hacia el centro, teniendo en cuenta que los bordes estén alineados a lo largo de la línea central. Da vuelta el papel.

Dobla el punto que te quedó arriba hacia abajo. Dobla nuevamente, detente por debajo de la parte superior. Dobla de nuevo, siguiendo la línea. Pliega cuidadosamente triángulos pequeños a la orilla del nudo de la corbata. Debes arrugar y luego abrir nuevamente.

Trae la esquina derecha al centro, haciéndola coincidir con el borde a lo largo de la línea central. Mientras realizas esto, se tiene que ir formando un pequeño triángulo, lo debes plegar suavemente. Tienes que repetir el mismo procedimiento para la esquina de la izquierda. Una vez que hayas finalizado, debes arrugar y dar vuelta. Te quedará una linda tarjeta con forma de corbata.

Tarjetas desplegables con forma de billetera
Necesitas una hoja cuadrada de aproximadamente 20 cm x 20 cm. Debes doblar por la mitad, de ambos lados, luego dobla consecutivamente cada 3 cm del centro hacia afuera. Ahora tienes que doblar el extremo inferior hacia la mitad de la hoja. Lo que te quede arriba, debes doblarlo hacia adelante y debes hacerlo entrar por los dobleces. De esta manera tienes tu tarjeta en forma de billetera terminada, la puedes pintar o decorar como más te guste.

Tarjetas desplegables con forma de mariposa
Necesitas un papel, tamaño carta. Comienza a doblar por la mitad, primero horizontalmente y luego de manera vertical. Luego coloca la hoja de manera vertical y dobla por la mitad. Dobla por la mitad otra vez. Ahora necesitas doblar las esquinas de ambos extremos hacia arriba, teniendo en cuenta la dirección de las líneas que se te vayan formando. Si has realizado correctamente los pasos, te quedará la forma de una casa. Gira el papel y notarás un triángulo. Presta atención a las líneas que están marcadas; dobla hacia afuera y cuando finalices, te quedará una mariposa.

Estas son solo algunas de las tantas tarjetas desplegables que puedes crear.