Cómo invertir en acciones de renta variable

El factor más importante a la hora de invertir en acciones es elegir un activo 'ganador' a la hora de comprar, pero sobre todo, hacerlo en el momento adecuado.

Para invertir en acciones únicamente debemos acudir a nuestro banco y pedirle que nos compre las acciones que deseemos. El banco además de ocuparse de la adquisición de los valores, también se encargará de la custodia de los mismos. Este proceso en sí mismo no supone ninguna dificultad, la complejidad del asunto radica en elegir correctamente el valor o la empresa en la que deseamos invertir y hacerlo en el momento adecuado para que la inversión nos resulte rentable.

Que son las acciones de una empresa

  • Cada acción representa una porción de la empresa. Al invertir en acciones, en realidad estamos adquiriendo una parte de la empresa. Nos convertimos en propietarios de la misma en un porcentaje determinado, en función del número de acciones que compremos. Como propietarios de la empresa participaremos de los beneficios que ésta obtenga.
  • No debemos olvidar que los resultados de una empresa pueden ser positivos o negativos, es decir, puede obtener beneficios o pérdidas. Cuando se obtienen beneficios, una parte de éstos pueden ser distribuidos entre los accionistas en forma de dividendos, pero no siempre es así, algunas veces el dinero puede reinvertirse en la propia empresa según la decisión de los accionistas mayoritarios.
  • Las acciones se compran y venden en las bolsas de valores. Las personas que quieren invertir en acciones acuden a la bolsa de valores para adquirirlas al precio fijado en ese momento en función de la oferta y la demanda que tengan los títulos. También pueden poner una orden en el mercado para adquirir las acciones a un precio distinto del que cotizan actualmente, la cual se ejecutará si la cotización de la acción alcanza el precio fijado.

En qué basar la decisión de inversión

  • Para invertir en acciones es esencial tener claro qué empresa queremos comprar y a qué precio. Para ello existen diferentes métodos que nos ayudan a tomar esta decisión. Esto se conoce con el nombre de análisis bursátil, el cual podemos realizarlo nosotros mismos o acudir a especialistas en caso de no tener los conocimientos adecuados.
  • Existen dos grandes ramas dentro del análisis bursátil: análisis técnico y análisis fundamental. Las personas que quieren invertir en acciones utilizando en primer método, se basan exclusivamente en los análisis que realizan de los gráficos del precio de la acción. 
  • El análisis fundamental consiste en el estudio exhaustivo de la empresa en cuestión, analizando su contabilidad, su estructura productiva, su área de negocio, su cuota de mercado y las circunstancias económicas de cada momento.