Cómo maquillar los párpados caídos

Muchas mujeres tienen los párpados caídos, pero con un buen maquillaje y utilizando una técnica feicaz en su aplicación, nadie puede notar este detalle.

El tener los párpados caídos no es una cuestión que deba preocupar ya que es algo sencillo de disimular. Aprender a ocultar las imperfecciones, es el truco por excelencia que realiza el maquillaje. Para obtener el resultado deseado solo hace falta una buena técnica, un buen maquillaje y el color adecuado para cada tipo de piel.

Cómo maquillar párpados caídos
Para disimular este detalle de los ojos deben utilizarse sombras de tres tonos: una sombra clara, otra media y una sombra que sea de color oscuro. Antes de maquillarte los ojos, debes distribuir una base en todo tu rostro para que se adhiera el maquillaje, lo que ayudará también a emparejar el tono de tu piel. Una vez que hayas realizado la aplicación de la base, podrás seguir por los ojos.

 

Coloca el iluminador y el tono claro en el párpado superior. Lo debes aplicar desde el centro del parpado hacia afuera. No lo distribuyas en todo el ojo porque esto hará que resalte el párpado caído. Luego debes poner el tono medio en la parte superior del ojo, desde el centro hacia el lagrimal, en lo que sería el párpado móvil del ojo. Para terminar, en la zona superior de las pestañas, coloca el color oscuro, de adentro hacia afuera. Esto le dará profundidad a la mirada. Una vez que tengas los tres tonos sobre el párpado, debes esfumar con un pincel los colores y luego rizar las pestañas, para realzar la mirada. Una vez finalizado este proceso de maquillaje notarás como se disimulan tus párpados caídos.

Maquillaje y técnicas
Existen diferentes tipos de párpados, los párpados caídos, los párpados pequeños y los párpados grandes. Para cada tipo de párpado existe un maquillaje adecuado. Si tus párpados son pequeños debes utilizar colores fuertes, desde el centro del párpado móvil hacia afuera para alargar el ojo, puedes usar las sombras claras desde el centro hacia los lagrimales.

 

Para los ojos separados, deberías colocar un color claro en la parte interna del párpado y un color oscuro difuminándolo hacia las sienes, de esta manera parecerán juntos y, con un delineador, comienza a pintar desde el centro de tu ojo hacia afuera. Si tienes párpados grandes y deseas que se vean más pequeños, debes emplear colores oscuros, siempre desde el centro del párpado hacia afuera. Puedes aplicar un delineador, siempre en la parte interna del párpado inferior y en las pestañas colócate una máscara, solo en las de arriba y de esta manera darás luz y color a tu mirada.