Cómo reparar una Panasonic DMC en casa

Las cámaras Panasonic DMC cuentan con instrucciones muy específicas para su correcto mantenimiento e inclusive para realizar reparaciones de baja importancia.

Algunos de los problemas más comunes de los equipos digitales Panasonic DMC son por ejemplo, que la cámara no encienda o se apague muy rápidamente. En estos casos es importante llevar a cabo determinados pasos de emergencia que permitan hacer una diagnóstico adecuado y saber si es posible repararla en casa sin abrirla, ya que de lo contrario lo más recomendable es llevarla a un técnico especializado que cuente con la herramienta idónea para hacerlo.

Daños y soluciones

  • Generalmente la cámara Panasonic DMC presenta problemas de encendido debido a la mala manipulación de las baterías. Cuando esto pase simplemente hay que verificar si la batería esta insertada correctamente o si está lo suficientemente cargada, si no es ninguna de las anteriores hay que colocar una batería nueva. Otro de los problemas más comunes es que el zoom de la cámara no se despliega, esto se puede deber a la suciedad de la lente con polvo o tierra.
  • Para hacer funcionar debidamente este zoom hay que pasar delicadamente un algodón por el frente de la cámara Panasonic DMC soplando fuertemente en la zona del lente, luego se deja reposar por lo menos durante dos días. Este problema también se puede presentar cuando hay muy poca batería.
  • Si la imagen no se despliega en la pantalla hay que comprobar que no esté rota, para esto se debe conectar la salida de vídeo a un televisor, si éste recibe imagen es que hay que cambiar la pantalla.

Recomendaciones adicionales

  1. En caso de que la cámara Panasonic DMC se moje o caiga en el agua, hay que seguir rápidamente varios pasos. En primer lugar hay que sacar del equipo las baterías, el foco y las tarjetas de memoria.
  2. Luego se abren todas las tapas y se sumerge la cámara en agua dulce (si es que cayó el agua salada), y se dispone a secarla con una toalla y algodón. Posteriormente se sumerge en alcohol isopropílico y nuevamente en agua, esta vez si se seca lo máximo posible, dejándola al aire libre por varios días.
  3. Finalmente, es importante tener en cuenta varias precauciones para no provocarle daños internos más delicados al equipo, una de ellas es que cada vez que termine de usar la cámara Panasonic DMC, se asegure de sacar la tarjeta y las baterías y de ninguna manera dejarla conectada a ninguna clase de alimentación eléctrica. Las temperaturas extremas ya sean altas o bajas, terminaran con la vida útil de las baterías, así también como dejarla cerca de aparatos electromagnéticos.