Consejos para preparar una cita de dobles parejas

Una cita de dobles parejas suele tener ventajas y desventajas. Afortunadamente, implementando ciertos consejos se puede garantizar un encuentro agradable.

Preparar una cita de dobles parejas no siempre resulta una tarea simple. Si a veces es difícil que dos personas compatibilicen, con cuatro el planeamiento es más complejo. Pero no por eso el encuentro está determinado a un mal final, ya que si se aplican ciertas medidas la salida puede convertirse en un verdadero triunfo.

Ventajas y desventajas

  • Salir en una cita de dobles parejas puede resultar divertido dado el intercambio de opiniones diversas. La presión está distribuida entre más participantes, lo cual deriva en una amplia gama de temas de conversación, adoptando los presentes una conducta distendida. Por otro lado, es una buena ocasión para que las personas se conozcan sin estar obligadas a interactuar todo el tiempo, sobre todo si no existe una buena empatía.
  • Interactuar en círculos sociales ayuda a saber cómo se desenvuelve la potencial pareja en un clima seguro. Aunque no se llegue a una conexión física, siempre se puede establecer una buena amistad.
  • Pero como todo sus ventajas y desventajas, una cita de dobles parejas puede restarle intimidad al encuentro y dificultar el conocerse mejor. Además, dada la rivalidad que a veces impera entre las personas de un mismo grupo, alguien puede sentirse opacado.

Consejos

  • Afortunadamente, hay pequeños consejos que pueden implementarse para que el encuentro resulte lo mejor posible. Uno de ellos es la predisposición, ya que salir con una actitud positiva es el primer paso para conectar con los demás del grupo y ser una agradable compañía.
  • El lugar seleccionado es importante para que haya un buen contacto. Ir al cine, un concierto u obra de teatro son salidas interesantes para personas que se conocen. Pero la primera cita de dobles parejas debe ser en un sitio tranquilo, con luz, donde puedan sentarse a conversar y conocerse mejor. Lo más probable es que todos hablen al mismo tiempo, así que esos espacios incómodos entre conversación y conversación son una muy remota posibilidad.
  • Otro consejo que puede ser de utilidad es tener códigos con los amigos que organizaron la cita, alguna señal que demuestre si la situación o la pareja asignada es de nuestro agrado o disgusto. No está de más, en caso de que haya entre las dos una pareja consolidada, solicitarle que no se ponga en exceso romántica ante los que no están en la misma situación.
  • Finalmente, la simpleza de saber escuchar y mantener un clima cordial sin salir de la naturalidad, es la mejor táctica para causar una buena impresión.