Consejos a tener en cuenta antes de comprar un caballo

Comprar un caballo conlleva responsabilidades, por lo que ser precavido al revisar y elegir el más vigoroso y sano ejemplar se puede lograr sin la necesidad de ser un experto.

El caballo es un animal muy noble, cabalgar sobre él en la pradera o al cruzar un bosque puede llegar a ser una aventura fascinante y muy relajante. Si se ha tomado la decisión de comprar un caballo y no se tiene mucha experiencia en este ámbito, deberá conocer las principales características que debe tener un ejemplar para poder elegirlo y no se tengan inconvenientes futuros.

Consejos previos a la compra

  • Lo principal antes de realizar una compra es tener presente con qué fin se ha decidido comprar un caballo. En la actualidad existe una diversa variedad de razas para cada actividad; si se desea sólo para pasear, un pura raza español podría ser una buena opción debido a que son muy nobles. Se puede consultar a un experto sobre tipos de caballo para tener una visión más clara.
  • Otro aspecto importante es tener en cuenta las posibilidades con las cuales se cuenta, si el lugar donde vivirá cuenta con espacios amplios y apropiados, o si se maneja un presupuesto que supla las necesidades básicas del caballo, cómo es la salud y la alimentación. Generalmente los caballos con mayores características suelen ser mucho más caros, es recomendable hacer una lista de prioridades para facilitar la elección y pago del ejemplar.
  • Antes de comprar un caballo o pensar en tener uno, no sólo se debe guiar por los beneficios que se puede obtener al tener un ejemplar, sino tener bien en claro que también es una responsabilidad que implica dedicar parte de su tiempo al cuidado del caballo. Tener clara esta responsabilidad evita dejar de lado al caballo, cuyo descuido afecte su salud y bienestar. 

La compra del caballo

  • Si se ha pactado alguna fecha con el vendedor para comprar un caballo es recomendable acudir días antes de la fecha establecida para comprobar el estado de los ejemplares. Si bien a simple vista todos los ejemplares parecen gozar de buena salud, se recomienda ir acompañado de un veterinario para que haga una revisión y pueda brindar información más confiable del estado de salud del caballo.
  • Todas las características que comenta el vendedor sobre el ejemplar deben ser confirmadas en el campo de los hechos. Si, por ejemplo, se dice que cierto ejemplar es ideal para saltos, se debe pedir que el caballo realice algunos saltos para verificarlo. Se debe montar al caballo para probar si el tamaño es el indicado para su estatura.
  • Si aún se es inexperto al cabalgar, se debe comprar un ejemplar que esté bien domado, hembra, o un macho que haya sido castrado, pues cuando el caballo entra en periodo de reproducción podría cambiar su comportamiento y tener problemas para controlarlo al estar cabalgando. Se recomienda realizar la compra cuando el ejemplar tiene doce años.