Descubra las mejores playas de Melbourne

Las aguas del Índico que bañan la mayor parte de la costa australiana originan largas playas idílicas en las que bañarse, además de las mejores playas con olas.

La ciudad más cosmopolita por excelencia del sureste del continente australiano, Melbourne, cuenta con una gran oferta turística y comercial. Además, tiene un gran renombre internacional por eventos deportivos como la Fórmula 1 o el Australian Open de Tenis. Pero, si por algo es conocido Melbourne, y prácticamente Australia entera, es por estar rodeado de bravos océanos donde se desarrollan todo tipo de actividades acuáticas, contando con las mejores playas de todo el mundo.

Las mejores playas y entornos en Melbourne

Aunque la ciudad cuenta con un clima poco estable, en realidad la temperatura rara vez desciende por debajo de los quince grados durante el verano (enero, febrero y marzo en el hemisferio sur). Esto proporciona las condiciones idóneas para que en sus largas costas se practiquen todo tipo de deportes acuáticos durante todo el año, además acompañado de paisajes y relieves paradisíacos.

 

No hay que perderse la Great Ocean Road, una extensa ruta paralela al mar a lo largo de tres horas de coche, para ver cuevas, riscos, precipicios y otras formaciones rocosas que el mar ha ido dibujando en la costa australiana.

 

Otro de estos enclaves paradisíacos es la Isla Felipe (Philip Island), localizada a unas dos horas en coche desde el centro de la ciudad. En estas playas los pingüinos, los koalas, los canguros, e incluso las focas cuando el tiempo es más frío son el principal reclamo turístico de la costa.

Las mejores playas para baño y surf de Melbourne

Las playas principales de la zona se encuentran casi todas al sur de la ciudad, rodeando la bahía de Melbourne o bahía de Port Philip. Son, así, las playas de las regiones de Port Melbourne, Albert Park, Brighton, Elwood, Mentone Frankston, Sandringham, Williamstown y Altona. Además, es muy frecuente encontrar gente practicando surf en playas a menos de 100 kilómetros de la ciudad, como las de Portsea, Rye o Sorrento.

 

Otra región costera conocida es Bells Beach (playa de las campanas, en inglés), a tan solo una hora al sur del centro de Melbourne. Se trata de una de las mejores playas, de las más famosas del sur australiano, pues en sus aguas se encuentran largas y perfectas olas donde practicas surf durante horas.

 

Pero si hay una playa conocida especialmente en la ciudad, esa es Saint Kilda Beach, a menos de quince minutos del centro. Se encuentra localizado en unos de los barrios históricos y más animados de la ciudad. En su paseo marítimo se pueden encontrar artistas y artesanos que ofrecen sus productos y un gran número de bares, restaurantes y cafeterías desde las que disfrutar de unas vistas inigualables de la bahía de Melbourne, aguas del océano índico.