Guía para cambiar el aceite del camión

Cambiar el aceite de un camión es una tarea fácil y sencilla, y se podrá realizar exitosamente si se toman precauciones y se siguen las instrucciones de manera precisa.

A menudo, cambiar el aceite de un camión no presenta demasiadas complicaciones. Según la ubicación del motor dentro del chasis y las instalaciones y herramientas con las que se cuente, esta será una tarea simple y muy similar a la que se efectúa en un automóvil.

Pasos previos

Para cambiar el aceite se necesitarán guantes de protección, un recogedor o un recipiente para recolectar todo el líquido usado que se extraiga, y diversos tipos de llaves para poder trabajar con el filtro y con el tapón.

 

Se recomienda antes de comenzar evaluar la posibilidad de contar con una fosa. Esto permitirá poder trabajar desde la parte inferior del camión sin necesidad de levantarlo o elevarlo artificialmente, lo que puede demandar cierta dificultad si se realiza de manera doméstica o personal.

 

En caso contrario, se deberá tener a disposición un lugar plano y netamente horizontal, sin que el terreno presente declinaciones o lomadas que puedan ocasionar que el camión se desplace involuntariamente hacia uno de los lados. Es recomendable ubicar la caja de cambios en primera marcha y trabar las ruedas con tacos de madera.

Llevar a cabo el cambio

En principio es necesario calentar el motor unos minutos para que el aceite no esté completamente frío. Sin embargo, no conviene hacerlo demasiado para no correr el riesgo de quemarse cuando se proceda a drenarlo. Se deberán utilizar los guantes de protección para esta acción.

 

Con el camión elevado se debe ubicar el tapón de aceite, que suele encontrarse por debajo de la carrocería. Se debe colocar un recipiente debajo y retirar el tapón para comenzar a drenar todo el líquido usado. Una vez que se haya extraído en su totalidad, se debe colocar y fijar nuevamente el tapón.

 

Cada vez que se tome la decisión de cambiar el aceite, se recomienda también cambiar el filtro. Esta tarea se realiza por encima del motor. El filtro se debe extraer con la tapa del capó levantada y con una llave adecuada. Cuando se haya colocado el nuevo, se lo debe atornillar y ajustar en su lugar.

 

Para introducir el aceite nuevo, se debe retirar el tapón del depósito y proceder a echar el aceite por la boca del mismo. Una vez que se alcance el nivel deseado, se deberá colocar de nuevo el tapón y ajustarlo debidamente. Es recomendable siempre luego de cambiar el aceite, revisar que no haya quedado ninguna pérdida.