Guía para descubrir el Brooklyn de Paul Auster

Las obras de Paul Auster reúnen todas las características de un gran escritor: son novelas sencillas, muy cuidadas y, algunas de ellas, ambientadas en Brooklyn.

Toda la vida de este escritor y cineasta norteamericano se halla alrededor de Brooklyn. Como reconocimiento de esta labor que sobrepasa fronteras, la Junta Municipal de Brooklyn quiso dedicar un día especial para recordar y homenajear a su escritor. El día 26 de febrero es el “Día de Paul Auster”. Un reconocimiento a la difusión del espíritu de Brooklyn y de las personas que lo habitan.

Paul Auster y Brooklyn

Al igual que otos muchos escritores, Paul Auster considera que en este barrio existe una atmósfera especial y mágica que no existe en otras partes de Nueva York. La base de este rango tan especial estriba en que en este lugar no hay diferencias étnicas ni de tipo religioso. Donde en otros lugares son motivo de conflictos, aquí se convive en perfecta paz y armonía.

“Brooklyn Follies” es una comedia diferente

Normalmente las novelas de Paul Auster tienen finales muy abiertos, sin embargo, esta obra llega a concluir con un final feliz y sin ambigüedades. Durante la obra la mayoría de personajes suelen tener mucha suerte y una existencia feliz. Hay tintes políticos y muy críticos en su trasfondo ya que hay que situar este relato durante el gobierno de Bush. Transcurre durante los años 2000 y 2001.

 

El 11 de septiembre del 2001 ocurrirán los atentados contra las Torres Gemelas y aunque estos aparecen sutilmente durante la obra solo aflorarán con fuerza al final dando un vuelco inesperado a la novela. “Brooklyn Follies” es un homenaje a una forma de vivir que desapareció en cuestión de minutos y que cambió por completo la vida cotidiana de todos los habitantes.

 

Narrada en primera persona por Nattan, se describe los últimos días de este valeroso personaje. Nattan, enfermo de cáncer, decide trasladarse a Brooklyn para vivir sus últimos días en este barrio. Allí, encuentra a su sobrino Tom que trabaja en la librería del señor Harry.

 

Auster va describiendo poco a poco todos los personajes de tal forma que se pueden llegar a querer u odiar. Son personajes normales que viven momentos difíciles y que Nattan, pese a estar enfermo de cáncer, logra sacarlos a flote para que busquen una vida mejor.

 

La parte más emotiva del libro la protagoniza el excéntrico Harry demostrando que también posee un carácter bonachón. Auster ofrece un canto a la vida y una buena recomendación con su novela: “La esperanza es lo último que se pierde”.