Influencia de la TV en la formación de la identidad de los niños

Los menores están en plena formación de la identidad y, aunque la televisión les da momentos de ocio, no debe sustituir los modelos de conducta clásicos.

En los primeros diez años de vida los niños aprenden a relacionarse, empiezan a hablar y utilizan la terminología que van aprendiendo y las expresiones que más se escuchan en su entorno. Sin embargo, en ocasiones, la formación de la identidad como personas queda empañada por una mala calidad de modelos de imitación, especialmente cuando se trata de menores que ven mucha televisión

Programación solo para niños

Permitir que los menores de de ocho años vean programas del corazón, telenovelas u otro tipo de canales de ciencia ficción puede provocar que la formación de la identidad del niño se cree a partir de esos patrones ilusorios que nada tienen que ver con la realidad cotidiana y con su entorno inmediato.

 

La información acerca de las noticias del mundo es un bien necesario pero, para los menores de diez años, puede ser demoledor y contradictorio con respecto a esos supuestos valores de paz y generosidad de los que se habla en el colegio. Que el niño observe una noticia en la que haya un bombardeo o se estén matando personas, especialmente si la edad no supera los cinco años, puede provocar graves consecuencias en su desarrollo cognitivo.

Programas infantiles y censura controlada

Se debe tener cuidado con la programación infantil, y esto se viene atendiendo desde hace tiempo, ya que muchos programas que ven los más pequeños simulan patrones de conducta más similares a los de un adolescente de dieciséis años que a los de un niño de seis o siete años. Se debe hacer hincapié en que estas series juveniles no afecten al desarrollo de los más pequeños.

 

Aunque la manera de que la formación de la identidad de un niño se desarrolle adecuadamente no debe estar ligada a la censura de ningún tipo, las imágenes, tertulias y demás que aparecen en televisión no son la mejor manera de explicar a los más pequeños como son las personas o por qué existen guerras. Para ello, los padres serán la mejor fuente de información.