Juego de la oca: cómo hacerlo a tamaño gigante

Los juegos de mesa son un clásico entretenimiento al que vamos a dar un giro: un juego de la oca a tamaño gigante, donde tendrá cabida toda la familia y la diversión está asegurada.

El juego de la oca puede convertirse en un buen recurso para una fiesta infantil o como material didáctico dentro del aula. Con el juego gigante, la diversión comienza al preparar el tablero y los materiales, ya que al ser tan sencillo de realizar los niños pueden hacerlo ellos solos.

Materiales necesarios para el juego de la oca

Folios, cartulinas o cartón para la fabricación del tablero. Una caja cuadrada para el dado. Cartón, platos de plástico o cualquier otro material para las fichas.

Elaboración del tablero

Lo primero es dividir el papel en 63 casillas, o usar 63 folios, uno por casilla del juego. Una vez divididas las casillas, dibujar las figuras en cada una de ellas y colorearlas. Existen varias casillas especiales en el juego de la oca: las ocas, puentes, dados, posadas, pozo, laberinto, cárcel, calavera y jardín de la oca. Estas casillas pueden copiarse de un tablero para conocer su lugar exacto en el tablero.

 

Si se quiere, se puede personalizar el juego creando nuestras propias casillas especiales sobre un determinado tema, como puede ser la alimentación, el medio ambiente, animales, etc. Una vez dibujadas, sólo queda colorear y unir los folios. Si se ha usado papel, es mejor protegerlo con plástico adhesivo transparente, para que no se estropee y pueda reutilizarse.

El dado y las fichas

Para hacer el dado, rellenamos la caja y la forramos con papel blanco. Sólo queda dibujar los puntos en cada cara del dado. Se aconseja rellenar con materiales ligeros, para que no haga daño al caer y sea fácil de manipular.

 

En el juego de la oca, las fichas son de diferente color para cada jugador. Se pueden pintar platos de plástico de diferentes colores, o que cada jugador sea su propia ficha y se desplace por el tablero. Si se juega en grupos, cada grupo puede usar un pañuelo de un color determinado.