La bola ecológica: pros y contras en el lavado de la ropa

La bola ecológica es el último invento que ha revolucionado la forma de lavar ropa, prometiendo maravillas en el resultado final de los tejidos.

La bola ecológica es un producto hecho de materiales plásticos no tóxicos clasificado dentro de la gama de los sostenibles; de forma redonda con perforaciones y fabricado en base a cerámicas naturales que no causan efectos nocivos al medio ambiente, además de reducir los riesgos de padecer alergias que regularmente ocasionan los detergentes comunes.

Cómo debemos usarla

Vertemos la bola ecológica dentro de la lavadora junto con la ropa procurando que no sean mas de cinco kilogramos de peso porque si es el caso debemos usar dos bolas. No importa si el agua está fría o caliente, pero no debe sobrepasar los 60 grados. Comenzamos a lavar y cuando hayamos terminado colocamos la bola en un lugar ventilado. Es recomendable darle sol cada 15 días y tenemos la opción de agregar suavizante con olor si así lo preferimos.

Beneficios de utilizar la bola ecológica

Uno de los beneficios que nos proporciona utilizar la bola ecológica es la eliminación de los efectos nocivos de los demás detergentes, proporcionándonos mayor bienestar ya que combate los microorganismos; además de que al momento de lavar la ropa blanca utilizamos menos tiempo la lavadora y por ende reducimos el costo energético porque no sobrepasa los 50 grados celsius.

 

La bola ecológica destruye con mayor facilidad el sucio de los tejidos, ya que puede emitir iones negativos que reducen el poder adherente del mismo sin que tengamos que utilizar esos químicos perjudiciales para la salud.

 

Otra de sus ventajas es que evita que los tejidos pierdan su color y se oxiden, puesto que al eliminar el cloro conserva la elasticidad de las telas en su estado natural, además de eliminar las bacterias que puedan estar en nuestra ropa, impidiendo los procesos alérgicos.

Desventajas en su uso

Algunos usuarios de la bola ecológica han manifestado su descontento ocasionando que se haya realizado un estudio por el Instituto Nacional de Consumo (INC) que ha demostrado que este producto no hace ninguna de sus funciones: ni lava, ni elimina los microorganismos, simplemente se comporta como si fuera solo agua.

 

También se han reportado quejas de muchas amas de casa con relación a la duración de la bola ecológica debido a que en la caja dice que rinde aproximadamente para mil lavados. Las quejas apuntan a que esto falso, ya que se gasta en un par de lavados.