Las mejores ideas para organizar viajes de estudiantes

Existen destinos atractivos y, al mismo tiempo, educativos para organizar viajes de estudiantes en los que aprendan mientras realizan actividades en equipo.

En la edad estudiantil lo que busca cualquier alumno es la intensidad de unas vacaciones con grandes anédotas. Estas expectativas no tienen que estar reñidas con la adquisición de nuevos conocimientos o la importancia que tiene el deporte y la conciencia medio ambiental. El secreto consiste, sinplemente, en organizar viajes para estudiantes que reunan todo ello.

Los viajes más culturales

Países como Italia son fuente de cultura. Desde la catedral de Florencia hasta el foro de Roma o el coliseo dan muchas opciones para aquellos que busquen mostrar a los estudiantes que vivir la historia puede ser tremendamente entretenido. Para ello, existe la opción de buscar un guía que reviva el pasado de Pompeya o que lleve a los alumnos a la catacumbas de Nápoles.

 

Los programas de intercambio son una buena alternativa para organizar viajes de estudiantes. Esta se puede adaptar a las características de cada cual, ya que es posible un acuerdo entre dos institutos para que exista intercambio de alumnos que se queden en casa de las familias, o bien de jóvenes interesados en esta actividad a título individual.

 

Asimismo, en la página oficial de "Viajes Responsables" se pueden encontrar maneras de organizar viajes de estudiantes encaminados al conocimiento de varias culturas sin perder el enfoque de estos que es la convivencia, el ocio de los alumnos y la importancia de saber que existen otras realidades diferentes.

Conocimiento del entorno y la naturaleza

Si se prefiere organizar viajes de estudiantes en los que se pretenda que los jóvenes aprendan a preocuparse por el medio ambiente y que, además, tengan una percepción nueva acerca de la alimentación junto con la primera experiencia laboral, los wwofing o campos de trabajo aportarán todo esto y mucho más en el propio país o viajando a otros diferentes.

 

Siguiendo la misma línea, cada vez son más comunes los campamentos de reciclaje en los que los niños o adolescentes trabajan con materiales reutilizables creando objetos sin necesidad de consumir más materia prima de la existente. Estas iniciativas se pueden pactar con cualquier Asociación de Monitores de Ocio especializados en talleres de reciclaje.

Destinos de ocio y diversión

En otros casos puede que la meta sea organizar viajes de estudiantes para que estos disfruten de unas merecidas vacaciones entre evaluaciones o una vez finalizados los estudios. Los parques temáticos como Port Aventura o Warner Bros Park son una excelente idea, ya que se puede disfrutar de las atracciones así como ir a la playa, hacer deportes acuáticos o visitas a las ciudades más cercanas.

 

Igualmente no decepcionará recurrir a hoteles especializados en crear ambientación y actividades para niños como la cadena de hoteles The Flinstones Land, donde el mundo de Los Picapiedra se convierte en realidad o también otro tipo de servicios en casas rurales que, por una noche, se transforman en mansiones del terror o en escenarios de CSI.