Los mejores ejercicios para hacer aerobic en casa

Para realizar actividad física no se necesita de una inscripción al gimnasio, con algunos ejercicios de aerobic en casa cada día, estar en forma es muy sencillo.

Estar en forma es algo imprescindible para evitar enfermedades, mantener sano el corazón, que es el motor de todo el cuerpo, y para tener tonificado cada uno los músculos del organismo y, para ello, el aerobic es un tipo de ejercicio muy recomendable también para adelgazar y que todo el mundo puede realizar en casa.

Calentamiento y estiramiento

El ejercicio aeróbico es el que necesita de oxígeno para realizarse, y no tanto de la fuerza muscular, pero es importante hacer un calentamiento de diez minutos para evitar lesiones y unos estiramientos al finalizar los ejercicios. Unos músculos calentados y estirados asimilan mucho mejor los esfuerzos de los ejercicios de aerobic.

 

El calentamiento consistirá en balanceos de la cabeza de un lado a otro haciendo círculos y, lentamente, estirar los brazos hacia atrás y hacia adelante y levantar las rodillas hacia el pecho alternativamente. Con un ligero trotecillo, moviendo también los brazos, el cuerpo estará listo para la siguiente fase de ejercicios de aerobic.

Algunos ejercicios para casa

Si hay posibilidad de adquirir algún aparato para hacer aerobic en casa, es recomendable, por lo completa que es a la hora de trabajar con todo el cuerpo, la bicicleta elíptica, de tal forma que 30 minutos después del calentamiento cada día son suficientes para estar en forma, pero hay que tener fuerza de voluntad y constancia.

 

Si no hay aparatos de gimnasia en casa, se pueden hacer saltos con una cuerda, alternando los pies o saltando con los dos juntos. Otro ejercicio casero consiste en colocar en el suelo unos libros y encima una tabla, de tal forma que se suba y se baje simulando unas escaleras, en caso de que el hogar no disponga de ellas.

 

Usando una silla de apoyo y estirando hacia atrás, primero una pierna y después otra, hasta donde se pueda, se tonifican los glúteos y, usando esa misma silla, estirados boca arriba en el suelo, colocando las piernas arriba y poniendo las manos en la nuca, se realizan las famosas abdominales. Los rotamientos de cintura también son muy recomendables.