Pasos para hacer un zapato para muñecas

Los pasos para hacer un zapato de muñeca dependerán de si se quieren zapatos de tipo manoletina para muñecas de pie plano o de tacón para muñecas con el pie en dicha forma.

Nada mejor para proporcionar un toque especial a una muñeca que confeccionar su propio calzado. Siguiendo con atención una serie de pasos para hacer un zapato para muñecas se pueden elaborar dos modelos muy diferentes, tipo chancla o de tacón, sobre cuya base se podrán obtener infinitas y originales variaciones.

Pasos para hacer un zapato de muñeca con pie plano

  • Los zapatos tipo chancla son ideales para aquellas muñecas que tienen el pie plano. Los pasos para hacer un zapato de este tipo son sencillos. En primer lugar hay que elaborar una plantilla contorneando con lápiz el pie de la muñeca sobre un papel de seda. Este patrón valdrá para elaborar todos los modelos que se deseen. Para darle consistencia se pega a un cartón o a un contrachapado fino de madera, que posteriormente se forra con fieltro adhesivo.
  • A continuación hay que elaborar las tiras de sujeción de la chancla al pie de la muñeca, que pueden ser muy variadas, como tiras de lentejuelas, de tela, de plástico de colores o bandas realizadas en punto o a ganchillo, todo depende de la imaginación.
  • Los últimos pasos para hacer un zapato tipo chancla consisten en medir el empeine del pie de la muñeca, de lado a lado, y trasladarlo a la tira escogida, que se adhiere a la suela con una pistola de pegamento caliente.

 

Pasos para hacer un zapato de tacón para muñecas

  • Las muñecas tipo Barbie tienen un empeine ideal para calzar zapatos de tacón, aunque los pasos para hacer un zapato de este tipo son un poco más complicados. El material ideal para crear este calzado es la arcilla polimérica, un material parecido a la plastilina que incluye PVC y que se puede hornear en cualquier horno de cocina.
  • Lo primero que hay que hacer es untar el pie de la muñeca con vaselina para que la arcilla no se quede pegada. A continuación se toma una pequeña porción de arcilla polimérica, se aplica a los pies de la muñeca y se le da la forma deseada. Posteriormente se retiran los zapatos modelados con mucho cuidado, se hornean a una temperatura de 135 grados durante 15 minutos y se dejan enfriar.
  • Los últimos pasos para hacer un zapato de tacón consisten en crear la decoración final. Se pueden pintar con pintura acrílica, con esmalte de uñas o con pintura nacarada. También se le pueden colocar con pegamento diferentes motivos decorativos, como cuentas de colores, pequeñas flores secas o cualquier otro adorno realizado en arcilla polimérica.