Pesadilla antes de carnaval: las mejores ideas de disfraces

Los carnavales se acercan y para estar preparado nada mejor que fijarse en las series de televisión que más triunfan o en las nuevas tecnologías para encontrar disfraces únicos.

La época del carnaval apareció hace siglos consistiendo en una celebración pagana que hacía las veces de despedida a la ingesta de carne que estaba prohibida en las semanas de cuaresma. Aunque actualmente esto ya no está en vigencia, la fiesta de disfraces más famosa del mundo continúa teniendo un amplio número de seguidores que, cada año, se convierten en sus personajes de ficción preferidos

Disfraces individuales y originales

Teniendo en cuenta el éxito atronador de películas como Crepúsculo o series como Walking Dead se pueden realizar disfraces de vampiros y personajes del más allá. Por ejemplo, con tan solo una máscara, un jersey de rayas rojas y negras, unos guantes con forma de cuchilla y sin olvidar el sombrero y su pantalón marrón oscuro se podrá ser un Freddy Krueger inquietante.

 

Siguiendo la misma línea se encuentra la idea inmejorable y económica de disfrazarse de vampiro actual. Para ello sólo será necesaria ropa corriente, sangre de broma, colmillos, maquillaje más claro que el color de la piel del futuro hematófago, así como sombras de ojos negra y roja. Simplemente, se embadurnará la ropa con la sangre aleatoriamente y se maquillarán las ojeras para dar el aspecto de un chupasangre.

Los carnavales más temáticos

Aprovechando la aparición continuada de películas de superhéroes del cómic, se recomienda, especialmente si se va en grupo, asumir cada uno el rol de uno de ellos. La lista de los mismos es interminable y su vestimenta se puede adquirir en tiendas tradicionales, aunque se recomienda comprarla por Internet si se van a adquirir muchos disfraces de héroes diferentes. En la tienda en línea Christy se pueden encontrar todos los que se desee.

 

Asimismo, los disfraces imprescindibles para cualquier freak están esta temporada de moda. Con un poco de habilidad se pueden, incluso, fabricar de forma casera iPods gigantes para convertirse en un reproductor de música, pantallas de ordenador y aparecer dentro de YouTube o bien preferir las redes sociales como Facebook.