Qué significan los sueños: guía para principiantes

Desde Freud hasta hoy, los psicoanalistas más importantes han querido saber y descifrar qué significan los sueños.

Son muchas las culturas en las que a los sueños se les atribuye un valor profético. Desde antiguo se intenta saber qué significan los sueños y a menudo se entienden como un mensaje encriptado que es necesario saber descifrar. Saber interpretar los sueños es todo un ritual que las personas que quieran iniciarse en su estudio deben aprender con paciencia y tesón.

Desde una óptica racionalista

  • Fue nada menos que Freud quien comenzó a plantear esta cuestión desde un punto de vista racionalista a principios del siglo XX con su obra “la interpretación de los sueños”. Freud plantea investigar qué significan los sueños como un camino para descubrir parcelas del subconsciente que permanecen sin descubrir. Hoy en día muchos psicoanalistas persisten en la misma idea.
  • Dado que los sueños son difíciles de recordar el mejor sistema para analizarlos es escribirlos antes de diez minutos después de despertar, pues después se olvidan en la mayor parte de los casos.

 

Qué significan los sueños más comunes y frecuentes

  • Los sueños en los que se aparece desnudo delante de extraños demuestran un deseo de vuelta a la infancia, a los días en los que el sujeto era objeto de la dedicación de sus familiares y carecía de responsabilidad.
  • Los sueños relacionados con exámenes o pruebas tienen que ver totalmente con un sentimiento de autocrítica marcada por algún momento de inestabilidad en la vida.
  • Algunos sueños como la famosa caída al vacío tienen que ver con una bajada de la presión sanguínea o una pierna fuera de la cama. Cuando el sueño de la caída forma parte de un proceso, puede significar un sentimiento de inseguridad, y en esto coinciden prácticamente todos los psicoanalistas modernos. Los sueños de persecución también representan inseguridad y son fruto de situaciones que se escapan al control.
  • Soñar con fuego es síntoma de reafirmación, de querer reaccionar fuertemente, salvajemente o contundentemente contra algo que está en el centro de las preocupaciones.
  • En el mismo sentido, el soñar con agua suele tener un significado de resignación paciente pero placentera, y el deseo de culminación pacífica de algún conflicto.