Recomendaciones para montar una empresa de pintura y barnizado

La pintura y el barnizado están presente en casi todas las construcciones; montar una empresa ofreciendo estos servicios da la oportunidad de acceder a clientes variados.

Los servicios de pintura y barnizado tienen una gran demanda, así, contar con personal especializado para montar una empresa en este sector que pueda ofrecer también servicios de asesoramiento hará más fiable el trabajo que se va a realizar, pudiendo hacerse un lugar en el mercado entre la competencia. Es necesario estudiar los gustos de la población y el clima en el caso de la pintura exterior para elegir el tipo de pintura que se debe utilizar.

Los pasos previos

Los gobiernos están interesados en fomentar las pequeñas empresas que crean autoempleo y puestos de trabajo, por lo que ofrecen ayudas y subvenciones a quienes deciden montar una empresa, pudiendo justificar que tendrá posibilidades de salir adelante.

 

Los pasos previos a la apertura de un negocio son elaborar el plan de empresa, que ayudará a valorar los pros y los contras para montar una empresa de pintura y barnizado, calcular el capital disponible y el necesario a la vez que se realiza un estudio de mercado para decidir en qué lugares es más conveniente ofertar el producto.

 

También se debe decidir la forma jurídica, pues dependerá de ello las tasas a pagar. Las asesorías pueden encargarse de tramitar toda la documentación necesaria en el país que se elija dar de alta el negocio. La empresa debe ser accesible para todo tipo de clientes, así que son importantes la estrategia de publicidad, la ubicación, disponibilidad y la forma de contacto.

A qué clientes dirigirse

Antes de montar una empresa se debe definir en qué se va a especializar y a qué clientes va a ofrecer sus servicios, así como la estrategia de promoción. Una empresa de pintura y barnizado se dedica tanto a los trabajos de pintura tradicional de exteriores o interior y estructuras de acero como a la decoración, por lo que sus clientes pueden ser variados.

 

La empresa puede dirigirse a los ayuntamientos optando a los concursos de adjudicación, a galerías de arte, constructoras, inmobiliarias, empresas y particulares. El barnizado se especializa en la restauración y en el tratamiento de todo tipo de muebles de madera, puertas y ventanas; entre sus posibles clientes estarán los fabricantes de casas de madera y las carpinterías.

 

Montar una empresa de pintura y barnizado requiere buen gusto, saber cómo aprovechar la luz con los colores adecuados y se debe estar al día de las últimas técnicas y tendencias en pintura y decoración.