Salir con un hombre con hijos: consejos para que funcione

Tener como pareja a un hombre con hijos podría no ser el plan de muchas mujeres. Sin embargo, cuando llega el amor la mejor alternativa es aprender a lidiar con los problemas y tener buena relación con la nueva familia.

¿Yo y un hombre con hijos? Quizá te dé escalofrío pensar que ya tienes a la pareja de tus sueños pero, sorpresa, al igual que tú tiene un pasado sentimental y fruto de ello tiene uno o más hijos. Tal vez tengas ganas de borrar todo lo que él haya hecho antes de conocerte, pero eso es imposible y como padre debe cumplir sus obligaciones, pero eso no quiere decir que no pueda responder al amor. Evalúa si quieres una relación así y toma valor, porque es un hecho que a él hay una cosa que no puedes arrebatarle: su paternidad.

Acéptalo como es

  • Antes de reclamar a tu corazón por haberse enamorado de un hombre con hijos, evalúa las ventajas. Si tu pareja es un buen ejemplo para los niños, está al pendiente de ellos y se encarga de algunos de sus gastos, alégrate porque estás frente a un padre responsable que es capaz de responderte a ti de la misma manera en caso de formar una familia.
  • Estate atenta y comprueba si está dispuesto a sumarte a sus actividades diarias, incluyendo a la convivencia con sus hijos. Si no tiene nada que ocultar te los presentará y te invitará para que se familiaricen contigo. En este punto debes llenarte de paciencia, pues es común que los niños estén a la defensiva porque piensan que quieres sustituir a su madre. Muéstrate sonriente, abierta al diálogo, respetando su figura materna pero ofreciéndoles un apoyo extra.

Cuida tu vida en pareja

  • Un hombre con hijos rara vez querrá enredarse en una relación para volver a procrear, sobre todo si tiene niños pequeños. Su atención estará concentrada en ellos durante un tiempo, así que no lo presiones y trata de ganarte el cariño de los pequeños, pues, si así lo deseas, serán parte de tu vida por siempre. Respeta los tiempos en los que padre e hijos quieran estar juntos y muéstrate abierta a acompañarlos si lo solicitan.
  • Haz regalos a los niños (sin exagerar), habla de los temas que les gusten, pero también pide tu tiempo a solas en pareja a fin de cultivar el amor. Así como hay días en que el hombre con hijos dedica sus tardes a visitarlos, organiza tus escapadas al cine, a cenar o a caminar. El objetivo es crear un vínculo de pareja sólido que no se quede sólo en la atracción física, sino en la identificación de personalidades.