Trucos para organizarse y acabar un examen a tiempo

Cómo aprovechar el tiempo para acabar un examen a tiempo y sacar buenos resultados

Cuanto mas se avanza en la faceta educativa, más parece que los exámenes se alargan, las preguntas se hacen más complicadas, el tiempo se limita, por lo que acabar un examen a tiempo puede parecer casi imposible. Sin embargo, con una buena planificación es posible terminar un examen a tiempo.

Antes del examen
A pesar de la extensión de las asignaturas y la profundidad de los temarios, para acabar un examen a tiempo hay que seleccionar los mas importante y significativo, por lo que antes del examen, resulta útil hacer un resumen de aquellos temas o posibles preguntas que vayan a entrar en el examen. De esta forma, podremos controlar la extensión de lo más importante, así como el tiempo que nos llevará escribirlo para acabar el examen a tiempo. Es como realizar un simulacro, una preparación antes del examen que nos permita medir la duración de las respuestas. Otra forma es preparar fichas en las que se escriban los puntos esenciales de cada posible pregunta para asegurarse de que las claves se recuerdan de forma específica y concisa y a partir de ahí construir las respuestas.

Durante el examen
Al recibir el cuestionario o las preguntas del examen, hay que leerlas todas. Así podremos hacernos una idea de las que son más largas, o las que llevarán más tiempo, intentando repartir mentalmente los minutos aproximados a cada pregunta proporcionalmente. Si es posible, conviene escribir en un papel en sucio un rápido esquema de lo esencial que hay que contar para asegurarse de que no se olvida nada. A continuación, lo más práctico es empezar por aquellas que se tengan más claras o sean más fáciles de contestar y que no requieran demasiado tiempo para pensar. De eta forma se conseguirá el mayor número de preguntas respondidas en caso de no poder acabar un examen a tiempo.

Por último, se contestan aquellas que sean más complicadas o que requieran de más profundidad. Para estas últimas preguntas puede ser necesario un esquema a parte o una enumeración para escribir los puntos principales que nos ayuden a seguir un orden lógico y a no divagar en las respuestas.

Después del examen
A pesar de que las respuestas son finales, siempre es útil revisar detenidamente los resultados obtenidos. Y no sólo los resultados, sino la forma en la que hemos contestado, lo que se podría mejorar, los comentarios o evaluaciones. La observación de los resultados ayudará a mejorar en las próximas ocasiones y ayudará a acabar un examen a tiempo.