Ventajas de adoptar a un perro adulto

Una de las mejores cosas al adoptar a un perro adulto es que ya cuenta con muchas buenas costumbres que lo ayudan a adaptarse muy rápidamente a su nuevo espacio.

Adoptar a un perro adulto es una hermosa experiencia que va a enriquecer a su tutor de muchas maneras ya que estos caninos se encuentran constantemente aprendiendo cosas diferentes y, sobre todo, ofreciendo toda su lealtad, amor y ternura en cada cosa que hacen para agradar a su dueño. Uno de los aspectos más importantes en estos casos es que generalmente el perro ya se encuentra educado en cosas tan simples como el respeto del espacio del ser humano.

Ventajas a tener en cuenta

  • Uno de los elementos con los que más luchan las personas al tener una mascota es el hecho de enseñarles a ir a hacer sus necesidades en lugares adecuados para este fin. En el caso de adoptar a un perro adulto esto ya no es un problema, ya que ellos con una simple señal con el dedo que les indique donde pueden ir será suficiente para que entiendan cual es el espacio en donde lo pueden hacer sin recibir ninguna desaprobación. Cabe destacar que aunque todos los perros son leales, en estos casos son especialmente muy agradecidos y obedientes.
  • Estos simpáticos amigos son capaces de entender el estado de ánimo de su dueño y ayudarlo por medio de caricias a reducir sus estados de estrés y regularizar el ritmo cardíaco al pasearlo o jugar con él. Adoptar a un perro adulto es una excelente decisión puesto que son animales muy fieles y guardianes que dan a la familia un fuerte sentimiento de seguridad y son inclusive mejor que una alarma a la hora de detectar movimientos extraños en la casa gracias a su desarrollado olfato. 

Una adaptación perfecta

  • Generalmente, cuando se decide adoptar a un perro adulto, es muy sencillo adaptarlo a su nuevo espacio y generar esa conexión única entre mascota y dueño. Además, no hay problemas con respecto a la autoridad, ya que estos animales tienen la gran facilidad de entender quien es el que manda en la casa. 
  • Una de las ventajas más grandes de adoptar a un perro adulto es que son capaces de detectar olores o sensaciones que para el ser humano son imperceptibles, como, por ejemplo, si alguien en casa sufre descensos fuertes de glucemia estos animales lo captan y comienzan a comportarse de manera inquietante llegando a ser la mejor alarma para estos pacientes de que hay que inyectar con urgencia insulina.